Anécdotas en el parto: ¡A romper aguas!

“Mi primer parto vino en plena noche. Cuando mi marido se levantó para vestirse, yo rompí aguas y él me dijo “Cariño ¿Por qué te haces pis en el suelo?”. Luego en mi tercer parto, cuando rompí aguas el fue a llamar a mi madre para que se quedara con los niños y le dijo “Abuela! Voy a recogerte para que te quedes con los niños, que tu hija ha perdido los huesos”. Imagínense el susto que se dio mi madre…”
Painpain19

“En mi primer parto rompí aguas de forma muy ligera durante la noche. Desperté a mi marido y le dijo que teníamos que ir ya. Me puse solo un clínex para no mojarme la ropa… ¡Grave error!. Cuando salí del coche tenía las piernas y los pantalones completamente empapados. Fui andando como un pato e incluso goteaba… Cuando la matrona me vio me dijo “Vaya, llueve mucho fuera”.

Unas horas más tarde (llegué al hospital a las 6 am y el parto fue a las 17:15), estaba en la sala de partos con las matronas y el ginecólogo que hacían de todo para que mi cuello se dilatara. Me dejaron sola con el anestesista que me iba a poner la epidural y allí, la camilla en al que estaba se partió en dos y me quedé con medio cuerpo en el suelo y las piernas arriba sobre la otra mitad de la camilla. La matrona echó una mirada asesina al anestesista y comenzaron a discutir si llamar a alguien que arreglara la camilla o no. Confieso que tenía pocas ganas de que arreglasen la camilla mientras estaba ahí con las piernas arriba… Al final le hicieron un pequeño arreglo para que al menos durase el tiempo de parto…”
Elo1559