Depresión durante el embarazo, más habitual de lo que pensamos

embarazada-depresion

La depresión durante el embarazo es algo más habitual de lo que generalmente se piensa. Suele resultarnos contradictorio ya que la llegada de un bebé es motivo de alegría, más aún cuando se lleva tiempo buscando, pero existen numerosos motivos por los que las futuras mamás llegan a este punto.

¿Por qué aparece la depresión durante el embarazo?



Además de los factores biológicos (revoluciones hormonales durante todo el embarazo), existen otros factores sociales, del entorno y psicológicos.

Otro factor común es el cambio físico que surge en la mujer durante los 9 meses. Algunas mujeres lo llevan con alegría y se sienten a gusto luciendo una gran barriga, pero para otras es algo mucho mayor. A esto se le pueden sumar problemas de pareja causados por los cambios de humor, por ejemplo, problemas de salud, miedo al cambio de vida, la anterior pérdida de un hijo…

Algunos síntomas ante los que deberías prestar atención son:



– Dificultad para dormir o, justo lo contrario, dormir demasiado.

– Falta de interés sobre cualquier cosa que ocurre en tu entorno.

– Culpabilidad por el cambio que un bebé supone en tu vida.

– Problemas de concentración.

– Cambios en el apetito, como tener en exceso o perderlo.

A menudo estos síntomas se pueden confundir con los propios síntomas del embarazo o con algún problema de salud como la anemia, por ejemplo.

Cómo evitar la depresión durante el embarazo



– Es importante que te rodees de las personas que te quieren ya que ellas te van a entender y podrás consultarles todos tus miedos, dudas o, al menos, relajarte un rato disfrutando de una charla agradable.

– Intenta tomarte el embarazo de forma positiva, piensa en que dentro de ti crece otra personita que te necesitará para aprender y avanzar en su vida.

– Ten contacto con otras mujeres embarazadas con las que podrás compartir experiencias y consejos.

– Si tu médico lo considera necesario podrá recetarte algún medicamento.