Consejos para un aumento de peso adecuado y seguro durante el embarazo

embarazada-peso-bascula

El aumento de peso y el embarazo van juntos de la mano, es inevitable. Algunas mujeres ganan menos peso mientras que otras ganan más. Las embarazadas debe prestar especial atención a la cantidad de kilos que aumentan durante su embarazo porque tanto el sobrepeso como el bajo peso son dos condiciones que pueden generar problemas.

Aquí tienes unos consejos para aumentar de peso de manera adecuada y segura durante tu embarazo:

Habla con tu médico:

Durante el embarazo todo debe hacerse bajo la dirección y supervisión de tu médico. Independientemenete de si eres obesa, con sobrepeso o delgada, debes consultar a tu médico o nutricionista sobre las mejores opciones. Ellos te darán consejos para manejar tu peso de manera eficaz.

Aumenta de peso de forma constante:

Tu objetivo debe ser aumentar de peso de forma constante, sin cambios bruscos. Alrededor de 1,5 – 2,5 kilos durante el primer trimestre sería lo normal. En el segundo y tercer trimestre de embarazo deberías aumentar 0,5 kilos por semana o 2 kilos por mes hasta el parto. Consulta con tu médico si observas un aumento repentino de peso o empiezas a disminuir de peso.

Ingiere las calorías recomendada

La ingesta calórica recomendada es de un extra de 300 calorías por día. Para mujeres con bajo peso, el médico puede recomendar un mayor consumo de calorías diarias.

Come sano

La comida ‘basura’ (patatas fritas, hamburguesas, galletas…) y las bebidas gaseosas no te proporcionan ningún nutriente. Debes optar durante todo tu embarazo por una alimentación rica en nutrientes que te proporcione las calorías necesarias. Evita los alimentos ricos en sodio, este mineral provoca retención de líquidos y puede empeorar el problema de la hinchazón durante el embarazo.

Mantente bien hidratada

Además de una alimentación sana debes mantenerte hidratada bebiendo mucha agua, de 8 a 10 vasos al día. Puedes sustituir parte de este agua por zumos naturales, pero en cantidades limitadas, pues los zumos de frutas son ricos en azúcares y pueden hacerte aumentar peso de más.

Actividad física

El ejercicio moderado y de forma regular te permitirá mantener tu peso bajo control. Deberías realizar al menos 30 minutos de ejercicio al día. Puedes caminar, hacer natación, yoga… Si no dispones del tiempo suficiente, trata de hacer ejercicio al menos 3 veces a la semana. Consulta con tu médico sobre los ejercicios que son seguros para ti según las condiciones actuales de tu embarazo.

No hagas dieta

Cuando te pesas en la báscula y ves que el ritmo al que vas aumentando de peso es muy rápido, es tentador pensar en hacer un poco de dieta. Te recomiendo que no lo hagas. La reducción de la ingesta de calorías significa reducir el suministro de nutrientes a tu bebé. Hacer dieta durante el embarazo es perjudicial para los dos.

Controla tu aumento de peso

Controla regularmente tu aumento de peso, no hace falta que te peses todos los días, puedes pesarte una vez a la semana y siempre el mismo día. Anota tu peso en una libreta y así podrás controlar cuánto vas aumentando cada semana.

Pérdida de peso después del parto

La pérdida de peso después del parto se convierte en una de las principales preocupaciones para la mayoría de las mujeres embarazadas. El peso ganado durante el embarazo no se pierde fácilmente después del nacimiento del bebé. Debes armarte de paciencia y seguir con una alimentación sana. No se recomienda hacer dieta inmediatamente después del parto, pues el bebé todavía depende de ti para su nutrición.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here