La alimentación durante el embarazo en verano

embarazada alimentacion verano

El verano es la época del año en la que más se come fuera de casa y se viaja más. Por ello, si estás embarazada, debes cuidar mucho más tu alimenación para evitar intoxicaciones, dolores de estómago y problemas intestinales entre otros. Lo más importante es recordar qué alimentos puedes comer, los que no y mantener unos buenos hábitos.

Lo que sí puedes comer: 

  • Ensaladas variadas. Pide que te laven bien la ensalada, se supone que es así, pero no está de más recordarlo.
  • Guisos y asados de carne.
  • Pescado blanco. Siempre a la plancha o cocido.
  • Todo tipo de verduras.
  • Fruta y frutos secos.
  • Huevos, leche, yogures.
  • Helados y batidos. Estos últimos, si pueden ser, caseros.
  • Zumos naturales.

Lo que no puedes comer:

  • Los fritos.
  • Comidas muy especiadas y picantes.
  • Embutidos.
  • Bollería y pasteles.
  • Todo tipo de ahumados.
  • Quesos. 
  • Mayonesa.
  • Refrescos gaseosos o con cafeína.
  • Café, té y, ante todo, el alcohol.

Hábitos saludables

  • Intenta mantener tu horario de comidas como si estuvieras en casa. 
  • Olvídate de los atracones, debes comer a menudo y ligero (mínimo cinco comidas al día). 
  • Si entre horas tienes hambre, pica sano (una pieza de fruta, un yogur, unas galletitas integrales…).
  • Evita, todo lo posible, el tapeo, es difícil en verano, pero… 
  • Si te vas a meter en la piscina o en la playa, espera siempre dos horas después de las comidas para hacer la digestión.
  • Ante la duda, siempre bebe agua mineral embotellada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here