¡Nuevo refrán! “El embarazo las hormonas altera”

el embarazo las hormonas altera

Al igual que el refrán “La primavera la sangre altera” se podría decir lo mismo sobre el embarazo y las hormonas: “El embarazo las hormonas altera” ¡Y de qué modo! Las hormonas son las culpables de tus náuseas, vómitos y mareos, de tus altibajos emocionales y de muchísimos más trastornos que experimentas durante el embarazo.

Pero la cosa no queda ahí, las hormonas se alteran durante el embarazo, durante el parto y durante todo el período de lactancia. Son las que dirigen todo tu organismo desde la concepción hasta que dejas de amamantar a tu bebé. Además, hay que darles las gracias, pues sin ellas el embarazo no sería posible.

Tu cuerpo tiene muchas hormonas diferentes pero son, principalmente, 4 de ellas las encargadas de llevar a cabo la gestación: la llamada gonadotropina coriónica humana o hCG, el lactógeno placentario humano o HPL (¡vaya nombrecitos!), la progesterona y los estrógenos (estas dos últimas me suenan más 🙂 ).

Funciones de las hormonas durante el embarazo

Ganadotropina coriónica humana (hCG). Es la encargada de formar la placenta y es la que inicia todo el proceso desde la implantación del óvulo. Es la hormona que detecta los test de embarazo y los análisis de sangre para, según su nivel, confirmar el embarazo. Otra de sus funciones es impedir que se rechace el embrión y llevar a buen fin la gestación. Sus altos niveles al comienzo del embarazo son los que provocan tus náuseas, vómitos y mareos durante el primer trimestre de gestación.

Lactógeno placentario humano (HPL). Esta hormona la produce la placenta en el segundo mes de embarazo y estará en tu cuerpo hasta el parto. Aumenta los niveles de glucosa en tu sangre y disminuye la cantidad que absorbe tu organismo para elevar la cantidad disponible para tu bebé y ayudarle en su crecimiento.

Progesterona. La produce el ovario y la placenta. Su función es preparar el útero para la implantación del embrión. Lo hace engrosando y manteniendo sujeto el endometrio al útero y así favorecer la implantación y evitar la pérdida del embarazo.

Estrógenos. Siempre has tenido estrógenos en tu organismo pero, con el embarazo, sus niveles se disparan. Los producen los ovarios y, cuando estás embarazada, también la placenta. Entre sus numerosas funciones están: favorecer el crecimiento del útero y elevar el flujo sanguíneo para que tu bebé reciba los nutrientes necesarios para su desarrollo. El aumento de estrógenos durante el embarazo es el causante de tus altibajos emocionales, tus irritaciones, depresión y todos los trastornos emocionales que puedes tener durante el embarazo.

Cómo alteran las hormonas tu organismo y los cambios que puedes sufrir

Como has visto, los cambios hormonales durante el embarazo ayudan a conseguir un embarazo exitoso pero también conllevan muchos cambios en tu cuerpo. Se sufren muchos trastornos durante el embarazo pero, cuando llega ‘el gran día’, la recompensa merece la pena. ¡Serás la mamá más feliz del mundo!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here