Remedios caseros para el dolor de cabeza en el embarazo

dolor-cabeza-embarazo
Ya sabes que durante el embarazo es recomendable no tomar medicamentos, sólo los prescritos por tu médico. Por lo que hoy te voy ha dar unos remedios caseros para el dolor de cabeza que poniéndolos en práctica evitarán que recurras a tomar medicamentos.

  • Descansa en lugares oscuros, apartada de la luz. Siéntate en una habitación a oscuras colocándote una compresa fría en la frente o sobre aquellas partes de la cabeza donde sientas el dolor.
  • Masajea tu cuero cabelludo durante 10-15 minutos insistiendo sobre los puntos de la cabeza y cuello donde se concentra la molestia. Es mucho más eficaz que tomar una aspirina.
  • En ocasiones una ducha o un baño con agua tibia es suficiente para “lavar” el dolor y hacerlo desaparecer. Si añades unas gotas de eucalipto además conseguirás descongestionar las vías respiratorias. La sinusitis, a veces, puede ser el origen del dolor de cabeza.
  • Aficiónate a la reflexología y los masajes. Mirado por el lado bueno, ya tienes la excusa perfecta para dejarte caer por un spa más a menudo. Los beneficios del agua y los masajes pueden ser lo que necesites para quitarte el dolor.
  • No olvides descansar y dormir en un espacio con aire fresco y ventilado.
  • Se sabe que en las jaquecas intervienen numerosos factores, entre los que se incluye el estrés, los cambios hormonales, la falta de sueño, la ingesta de determinados alimentos, etc. Presta atención a las posibles causas, cambiar ciertas rutinas puede atajar el origen de los dolores de cabeza.
¿Sabes de algún otro remedio casero para el dolor de cabeza? Coméntalo!
Compartir

3 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

  1. Además, a mi me sirve estirar la espalda, brazos y cuello. Realizo estiramientos intensos y largos para aliviar el dolor.
    Aunque tengo que reconocer que cuando se trata de un dolor producido por el exceso de calor, difícilmente se va a no ser que me meta debajo de agua fría.. 🙁

  2. Bastante interesante tu consejo, especialmente porque se tratan de remedios caseros que no tienen nada que ver con la medicina. Gracias